Beceite en eBay España

Mostrando entradas con la etiqueta guerra civil. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta guerra civil. Mostrar todas las entradas

jueves, noviembre 01, 2018

Fosa común de Beceite

Fosa común de Beceite
Tipo de fosa: Represión provocada por los republicanos

http://www.sipca.es/

Fecha: 01/08/1936

Fosa común de Beceite

Fosa común de Beceite 2

Fosa común de Beceite , Juan Ramón Abella Mestre

Juan Ramón Abella Mestre


Condiciones de acceso: La fosa común del cementerio de Beceite, que no aparece señalizada de ningún modo, está pegada al primer bloque de nichos según se entra por la puerta principal.

La fosa existente en el interior del cementerio contiene los restos mortales de 13 hombres, todos ellos vecinos del pueblo, ejecutados por los republicanos en la partida de “lo pla d’en Bot”, en el camino hacia Valderrobres, en el verano de 1936. Sólo son una parte de la treintena larga de vecinos de Beceite que fueron asesinados por los republicanos durante el periodo en el que éstos controlaron la localidad. Los restos del antiguo médico titular fueron trasladados a su localidad de origen.

Entre los fallecidos a manos de los republicanos podemos citar a Saturnino Zapater Ran o a Domingo Pallarés Pubil. Un hombre conseguiría escapar con vida a la matanza del pla d’en Bot y muchos años después dejaría escrito que cuando muriera deseaba que su cuerpo reposara junto a sus compañeros de aquella fatídica noche, deseo que se cumplió a su muerte. El lugar es sólo un espacio vacío del cementerio sin ninguna señal identificativa.
La fecha de los acontecimientos es aproximada.
Otras víctimas de la represión ejercida por los republicanos. También en el cementerio pueden verse la sepultura del anciano sacerdote Joaquín García Tomeo, coadjutor de la parroquia -al que al parecer intentaron quemar vivo sin éxito el 27 de julio de 1936-, así como el nicho en el que reposan otras tres víctimas de la violencia revolucionaria:
los hermanos Ramón y José Morera Gil y Ramón Morató Miró, muertos el 18 y el 12 de agosto de 1936 respectivamente. Ramón y José fueron asesinados en Cervera del Maestre (Castellón) junto a una veintena más de personas. 

En conjunto, las 30 víctimas contabilizadas de la violencia revolucionaria en Beceite fueron: 

José Abella Mestre, Manuel Abella Tejedor, Santiago Barberán Boix, Antonio Barberán Torner, Juan Antonio Berge Molinos, Daniel Boix Contiel, Antonio Esteban Gómez, Miguel Foz Morató, Joaquín García Tomeo, Juan Gil Jarque, Miguel Guardia Bueso, Miguel Guardia Urquizú, Faustino Ibáñez Vidal, Felipe Lombart Omella, Salvador Martí Sabaté, Manuel Mocilau Cueto, Ramón Morató Miró, los hermanos Joaquín y Marcelino Morató Monreal, José Morató Serrano, los hermanos José y Ramón Morera Gil, Francisco Pallarés Carceller, Domingo Pallarés Pubil, Pedro Prades Llombart, Manuel Sabaté Sebastiá, los hermanos Francisco y Pedro Sánchez Berné, José Urquizú Gil y Saturnino Zapater Ram.
Otras víctimas de la represión ejercida por los sublevados. Las represalias de los sublevados alcanzarían a varios vecinos de Beceite una vez cayó en sus manos la localidad. Entre ellos figurarían Juan Mateo Porta y Miguel Blasco Sorolla, ejecutados en Zaragoza al comienzo de la década de los años cuarenta. En cuanto a los soldados fallecidos en el frente, carecemos de datos al respecto.


Aquí descanse Fulano

Acá yace Juan García

miércoles, julio 20, 2016

iglesia , San Bartolomé, plaza

Hace un tiempo hubo un curioso incidente en misa

Altar mayor con retablo, desaparecido, de la iglesia de Beceite.

iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, altar mayor, antes de la guerra civil
La iglesia de San Bartolomé fue construida entre los siglos XVII y XVIII, sustituyendo a otra anterior de la que ya había constancia en el año 1210, de la que se conservan elementos en las fachadas laterales, un capitel de columna y una clave de bóveda de crucería. La construcción se adaptó al terreno desnivelado, proyectándose hacia el nuevo espacio de la plaza de la Constitución.

En la Guerra Civil la iglesia sufrió un gran expolio, los retablos fueron arrancados a golpe de hacha para luego ser quemados en la plaza, el órgano del coro también fue destruido así como la escultura de piedra del santo que se encontraba en la hornacina de la fachada, que continuó vació hasta 1973. 
De las tumbas del suelo se sacaron los cadáveres, en las paredes laterales se abrieron boquetes para hacer ventanas (tapados con cemento tras finalizar la guerra) y el recinto se utilizó como almacén. 

iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, campanario, cuesta
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, reloj, fachada
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, fachada de la iglesia
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, cerrojo, llave
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, relieve, santo
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, relieve, escudo
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, relieve, toro, bou
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, puerta, pinchos
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, mosen Paco, mosen Francisco
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, cúpula
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, puerta verde
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, ayuntamiento,ajuntament
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, fachada, placas retiradas
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, bar la plaza, Kim Tomás, Irene
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, casa Batané, can Juver
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, casa el sastre
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, casa Ramia Vilalta, centro,anigua tienda, Toño
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, cuesta,doctor Fleming, arriba con el tirolirolí, abajo con el tirolirolero
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, horno, Ibáñez, arcada
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, misa, fachada
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, misa, fachada, frontón, saque
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, misa, restaurada, preciosa
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, puerta de la iglesia
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, estatua, escultura, Bartolo, Bart
iglesia ,San Bartolomé, plaza ,Beceite ,Beseit, casa Foz, turrones Foz, Montse Foz, turrón, turrones


Para colocar la nueva estatua de San Bartolomé sacaron unos cables por dos agujeros de la fachada, en el vértice del tejado, que sujetaban una polea cuyo extremo era tirado por un tractor, que al ir en macha hacía que la escultura fuera subiendo. Para que no rozasen los cables y la figura en las cornisas inferiores, mucho más sobresalientes que la pared, había atadas a la figura dos cuerdas de las que tiraban un grupo de hombres. Tras el primer intento hubo que descenderla ya que no se consiguió el suficiente balanceo para colocarla pero al segundo intento sí se logró. 

/

Obra barroca realizada entre el s.XVII-XVIII, que sustituyó a la primitiva iglesia dedicada a San Bartolomé y de la que ya había constancia en el año 1210.
De la antigua iglesia se observan elementos recuperados en las fachadas laterales: en la parte norte, un capitel de columna con escenas de Sansón abriendo las fauces de un león y Dalila con las tijeras en la mano; y, en el sur, una clave de bóveda de crucería que representa a un obispo bendiciendo.
La construcción del edificio duró varias décadas. Se adaptó al terreno desnivelado y se proyectó un nuevo espacio, la Plaza, con lo que las edificaciones que la rodeaban tuvieron que abrir nuevas ventanas y puertas. En una de las piedras de la fachada principal aparece la fecha de 1726, posiblemente el año de finalización de esta interesante fachada-retablo. En ella se distinguen dos cuerpos flanqueados por columnas salomónicas con decoración y en la hornacina superior se observa la figura de San Bartolomé colocada en el año 1973.

Durante la Guerra Civil (1936-1939), la iglesia parroquial de Beceite sufrió un gran expolio, grandes tesoros artísticos como eran los retablos del altar mayor y el de la Virgen del Rosario fueron arrancados a golpe de hacha, y tras caer derribados, causando tan gran polvareda que esta salió por la puerta de la iglesia, fueron sacados a la plaza y quemados.

El suelo, que estaba lleno de tumbas, tras sacar las losas que cubrían a los cadáveres embalsamados, fue labrado con caballerías; en las paredes laterales se abrieron unos boquetes para hacer ventanas, quedando el recinto de la iglesia para ser usado como almacén. Estos boquetes aún se pueden apreciar hoy pues finalizada la guerra fueron tapiados con cemento.

El órgano del coro, las campanas, que tenían tan buena sonoridad que se oían de varias horas de camino y, la escultura de piedra de San Bartolomé que estaba en la hornacina de la fachada principal también fueron derribados. Esta hornacina permaneció vacía hasta 1973, año en el que, tras un encargo efectuado por el Ayuntamiento a un escultor de Zaragoza, se instaló la nueva imagen de San Bartolomé, la cual tiene un peso aproximado de 800 kg y que costó 50.000 pesetas.